Archivo del sitio

El péndulo y Galileo (y II)

En la primera parte de El péndulo y Galileo vimos cómo el italiano usaba esta herramienta para demostrar conceptos como la caída libre de los cuerpos, o para realizar cálculos de longitudes de cuerda. En esta segunda parte vamos a ver cómo ayudó el péndulo a Galileo a realizar sus estudios sobre cinemática.

plano inclinado

Modelo del experimento del plano inclinado inspirado en las investigaciones de Galileo. El péndulo que se puede ver al final del artefacto, servía para medir el tiempo que tardaba la bola en llegar al tope final. Museo de Galileo en Florencia: http://catalogue.museogalileo.it/object/InclinedPlane.html

Galileo y el movimiento uniformemente acelerado

Movimiento uniformemente acelerado es aquel en el que la aceleración es constante. Galileo ya sabía que la aceleración en una caída libre de un objeto era constante, siempre que no fuera frenado por un fluido, como el aire. Para poder estudiar mejor este movimiento utilizó esferas y planos inclinados, ya que la aceleración seguiría siendo constante, pero se reduciría de forma proporcional al ángulo usado, facilitando el estudio. Y lo más interesante, la velocidad a la que el cuerpo llegaba al suelo dependía únicamente de la altura desde la que se dejaba caer.

Doy por supuesto que los grados de velocidad alcanzados por un mismo móvil, en planos diversamente inclinados, son iguales cuando las alturas de los mismos planos son también iguales.

Diálogo sobre dos nuevas ciencias. Galileo Galilei.

Un objeto lanzado desde C tardará lo mismo en llegar al suelo por el plano CD, que por el plano CA. Siempre que el rozamiento sea despreciable.

Dibujo realizado por Galileo para ilustrar que un objeto soltado en C, tardará lo mismo en realizar el recorrido CD, que el recorrido CA. Fuente: click en imagen.

Lee el resto de esta entrada

Anuncios

El día que dos zombis relativistas chocaron

20 enero 2025

El experimento del zombi de Schrödinger ha fallado miserablemente, cobrándose la vida de varios miembros importantes del equipo. Yo ya dije que debíamos evitar usar zombis en los experimentos del viernes por la tarde (esos que dedicamos a “nuestras cosillas”). El día que intentamos hacer levitar a uno en un campo magnético casi acabó en tragedia, pero nadie me hizo caso. En cualquier caso, ahora estamos trabajando a tiempo completo en un experimento muy importante para aprovechar los 2 zombis relativistas que capturaron hace unos días.

Esta variedad de zombi, la relativista, es bastante novedosa. En el primer ataque zombi en 2015, los zombis lentos —o romeritas— eran fácilmente eludibles si no se concentraban en grandes masas, así que el ejército controló rápidamente la situación. El problema vino en 2020, cuando aparecieron los primeros zombis “rápidos”; por suerte la población ya estaba preparada y sabía cómo lidiar con ellos. Hace unos meses, empezaron a llegar noticias de zombis que corrían a velocidades próximas a las de la luz, así que fueron apodados relativistas. Su peligro es nulo, ya que en el momento en el que alcanzan su máxima velocidad son incapaces de morder a nadie, pero cuando chocan con algo hay que tener cuidado con la metralla zombi que generan.

Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: